DÍA DEL FOTÓGRAFO EXTREMOS - KTRONIX

Día del fotógrafo extremos

Las cámaras de acción han hecho furor. Son pequeñas pero nos permiten grabar escenas alucinantes en alta definición. Eso sí, para usarlas correctamente y sacarles el máximo provecho tenemos que tener en cuenta una serie de cosas.


Son cámaras que graban vídeo pero su formato y propósito son únicos. Por eso, os contamos trece consejos para que grabéis y montéis escenas alucinantes con ellas. Toma nota para la próxima vez que salgas. Esto es todo lo que necesitas saber.

1. Usa el tiempo a tu favor: Cada momento del día nos ofrece una condiciones de luz diferentes así como el tiempo. Conocerlas antes de grabar es importante ya que nos ayuda a saber cómo podemos obtener las mejores tomas. Por ejemplo, si hay mucho luz nunca grabemos directamente apuntando directamente al sol.


Aprovechemos estos factores para conseguir un buen fondo y que las figuras que salgan destaque. Un buen equilibrio de colores y luces donde todo se vea bien.

2. Usa los ángulos para conseguir planos interesantes: Grabarse de frente o en primera persona está bien pero termina siendo un poco aburrido. Lo mejor en estos casos es ser creativos y recurrir a ángulos diferentes para picar o contrapicar la imagen y exagerar la perspectiva.


De este modo conseguiremos que se vea mejor el fondo y también la figura en una posición más dramática si se trata de una escena de acción. Algunos accesorios como el bastón nos servirán para alejar la cámara y ofrecernos otros ángulos. Mirad este vídeo de Snowboard como ejemplo.

3. Practica los movimientos de cámara antes de empezar: La improvisación está bien pero antes de comenzar a grabar revisa los movimientos con la cámara. Cómo vamos a movernos, dónde vamos a poner la cámara… Merece la pena hacer una pequeña prueba para evitar que salga mal.


Lleva solo unos minutos y sería una pena que por no poner bien la cámara o que se nos cuele algo en el fondo se estropee una toma excelente. La planificación es una virtud y más cuando vamos a grabar con una cámara de acción.

4. Haz un recorrido de prueba: Una vez tenemos la cámara, hagamos un recorrido de prueba por donde vamos a grabar. Revisar bien el camino, ver si hay dificultades y asegurarnos de que todo está bien. Si, por ejemplo, es un descenso en bici por la montaña es más difícil pero es conveniente no dejarlo a la suerte.

5. Ajústala fuerte: Parece una obviedad pero a veces nos olvidamos de este detalle. Cuando enganchemos nuestra cámara de acción, aseguraros que esté bien sujeta y no se mueve. Los cierres son fuertes, pero solo si están bien puestos.


No queremos perder la cámara por el camino o que, si usamos una carcasa sumergible, se abra y deje de funcionar. Como veis, este tipo de pequeños detalles son fundamentales para garantizar una buena grabación.


6. Si estás varios días fuera, lleva cargador: Otro detalle tonto que tendemos a olvidar. Si vamos a estar varios días fuera grabando, aseguraros de traed con vosotros el cargador de la cámara. No hay nada más frustrante que darse cuenta de que nos hemos quedado sin batería en mitad de una grabación.


7. Tarjetas de memoria siempre a mano: Las cámaras de acción utilizan tarjetas SD para grabar nuestros vídeos. Lleva siempre unas cuantas para que no nos falte nunca espacio. Mientras más cantidad mejor, pero asegúrate siempre de que tengan una velocidad de escritura alta, con el vídeo es un factor muy importante.


8. El filtro de densidad neutra es tu mejor amigo: El filtro de densidad neutra es un accesorio muy útil para nuestra cámara de acción. En situaciones de mucha luz se encarga de mejorar los resultados de la imagen al reducir la velocidad del obturador. Imágenes muy nítidas y algo menos quemada cuando grabamos en días soleados. Imprescindible.


9. Graba en varias secuencias: Cuando grabemos una escena de acción hacedla en varias tomas. Primero una general y luego diferentes planos detalles para contar toda la experiencia. Los profesionales usan un sistema multicámara pero nosotros no tenemos tantos recursos.


Si vamos a grabar (supongamos) una escena de surf, grabemos planos detalle con toda la preparación de la tabla y cómo vamos nadando hasta la ola. Una vez en posición grabamos la toma principal y luego cuando terminemos otros planos recursos.

10. Una buena edición es clave: Con todas estas escenas, luego cogeremos una herramienta de edición para montar cada plano y tener un vídeo completo. Es el último paso antes de compartirlo y uno de los más importantes. Elegir bien cada momento, cortarlo en el momento justo… Un buen montaje puede hacer maravillas. Mirad este vídeo. 

11. Cada formato de vídeo tiene su función: 


Las cámaras de vídeo nos permiten grabar en diferentes formatos de imagen. Por ejemplo, en la GoPro nos encontramos con las siguientes opciones:


2,7 K a 30 fps: bien para reducir a Full HD sin perder calidad. Al grabar a más resolución, cuando hagamos reducción de tamaño tendremos detalles más nítidos y con mayor estabilización de imagen. Perfecto para grabar en primera persona. Por supuesto, ocupa más espacio en la memoria.


Full HD a 60 fps: perfecto para cámara lenta en alta definición al reducir a 30 fps en la edición. Perfecto para grabar a otros, imagen muy limpia. En 60 fotogramas, por defecto, tendremos vídeos muy suaves en movimiento pero si lo editamos para bajar a 30 conseguiremos un efecto increíble.


HD a 120 fps: cámara lenta más suave pero con algo menos de calidad. Perfecta para detalles puntuales donde necesitamos un plus de velocidad. Al ser resolución 720p sigue siendo un buen formato para luego subir a plataformas como YouTube.

12. Sé creativo: Puede parecer una obviedad pero cuando grabemos escenas de acción intentemos ser creativos. Buscar planos diferentes, escenas únicas que nos permitan convertir cualquier momento en algo espectacular.


Este consejo también sirve para la preparación de cada escena. podemos utilizar objetos para poner la cámara en diferentes sitios o montar sistemas, por ejemplo con cuerdas, para hacer un movimiento diferente.


13. Pide permiso a la hora de grabar: Por último, pero no menos importante, son los permisos para grabar. Si vamos por el campo o estamos en una zona abierta, es probable que se trate de un lugar propiedad de alguien. ¿Podemos grabar ahí? Preguntemos antes de hacerlo para no tener problemas.


¿Necesitas una cámara de acción? No te preocupes, te recomendamos unos cuantos modelos: